NACIONALESPRINCIPAL

Congreso favorece a la industria con nueva Ley de Alimentación Saludable

A menos de seis meses de publicarse el reglamento de la Ley de Alimentación Saludable, la Comisión de Defensa del Consumidor pretende aprobar una modificación más permisiva con las industrias alimentarias y perjudicial para los peruanos.

La comisión de Defensa del Consumidor del Congreso iniciará el debate para modificar la Ley de Promoción de Alimentación Saludable, conocida como ley de la comida chatarra, por una nueva propuesta que bien podría ser saludable para las industrias y perjudicial para los peruanos.

Tras publicarse el reglamento, en junio de este año, luego de cuatro años de espera, se conoció que los estándares nutricionales recomendados por la Organización Mundial de la Salud (OMS) no fueron tomados en cuenta . Además, diversos especialistas cuestionaron el plazo de tres años y tres meses dispuesto para que las industrias se adecúen a la nueva norma.

A pesar de los más de siete años que debemos esperar para que el mercado ofrezca alimentos procesados que adviertan sobre el daño a la salud, el Congreso ya alista una modificación a la ley que sería más permisiva aún con las industrias.

ELIMINAN ADVERTENCIA

El plato fuerte de la Ley de promoción de la Alimentación Saludable es el etiquetado. La legislación vigente sigue las recomendaciones de la OMS y propone advertencias claras, contundentes y fáciles de entender para los consumidores con los mensajes “Alto en sodio”, “Alto en calorías”, “Alto en azúcar” y “Contiene grasas trans”.

Sin embargo, el dictamen de modificación de la ley que se debatirá en los próximos días elimina estas etiquetas y las reemplaza por los semáforos de Guías Diarias Alimentarias (GDA) y Valores Diarios Recomendados (VDR) utilizado por la industria.

Estos semáforos ofrecen cifras, porcentajes y colores sobre los alimentos que podrían resultar confusos e incompresibles para los consumidores, precisa el excongresista Jaime Delgado, impulsor de la ley en el 2013.

“A la industria no le gustan las advertencias porque dicen que asustan a los consumidores. El público, que no tiene formación nutricional, no entiende de tablas y valores con porcentajes”, dice Delgado.

En julio pasado, Datum realizó una encuesta cuyos resultados arrojaron una aceptación de las advertencias de formato octogonal por un 97% de peruanos. Sin embargo, el Congreso insiste en eliminarlas.

Related Articles

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close